La Máquina del Tiempo

Ya casi lo tenía, unos cuantos ajustes en la ecuación y volvería a estar con su amada. Llevaba intentándolo poco más de un lustro, era lo único que le ayudaba a sobrellevar su pena, era un tipo persistente, no iba a abandonar su causa tan fácilmente no aunque le costase vida y media. En el siglo XXII manipular el tiempo era un delito que se pagaba con la muerte de acuerdo a las nuevas leyes interdimensionales para la conservación de la vida universal, un tropiezo en el pasado o futuro alteraría cualquier línea temporal pero esto a Stu no le importaba… Un ajuste aquí, reemplazó una variable, confirmó las coordenadas y ¡eureka! El portal se iluminó al tiempo que irradiaba una energía que tiraba de él y de cuanto objeto que no opusiera resistencia, se sentía alucinado y al tiempo presa de los nervios pero luego de dudar por segundos se dejó llevar y ¡tas¡ 15 años atrás, en el planeta tierra. Oyó la voz de Annie, y corrió hacia ella cuando de repente divisó a su yo del pasado y tuvo que detener la marcha ¡la fecha! ¡Habia calculado mal la maldita fecha! Debia llegar antes de que se conocieran

Anuncios